18/10/09

Cubo de palomitas - Yo soy la Juani


Juani Jurado (Verónica Echegui) es una chica de las afueras de Madrid, trabaja como cajera y gran parte del dinero que gana es para el tunning del coche de su novio Jonah (Dani Martín). Pero ella quiere ser actriz y está dispuesta a irse a la capital con su mejor amiga Vane (Laya Martí), que también está harta de todo. Juntas van a comenzar una nueva vida y van a romper con todo.

Una película que desde sus inicios muchos de nosotros nos hemos negado a ver, por tratar sobre un tema que muchos odiamos, los canis (también llamados killos). Alborotadores, malhablados, delincuentes, etc. Esta película retrata con fidelidad ese tipo de gente, que se refleja totalmente en el personaje de Jonah, sorprendente bien interpretado por Dani Martín, que además da el pego perfectamente. Además de que su personaje tiene cierta profundidad, no estando retratado como el típico novio cornudo y maltratador, aunque su presencia no sea muy abundante, tampoco es un pegote. El personaje de Juani goza de una interpretación excelente por parte de Verónica Echegui, ya que consigue que te la creas totalmente, algo complicado ya que cabe la posibilidad siempre de que su personaje cayese en la parodia, algo que no pasa. Narrativamente la película también se desarrolla sin llegar a ser pesada, aunque tampoco posee una historia extraordiaria. Algunos de sus diálogos pecan a veces de ser excesivamente explícitos, sobretodo en el personaje de Juani, aunque cabe la posibilidad de que esa fuera la intención, pero si está buscado, lo han conseguido.


La dirección de Bigas Luna, en algunos momentos se nota como intenta meterse en algo que guste al público joven para que "mole", como la escena de la carrera de coches, en la que se mezclan primeros planos de la Juani conduciendo, con secuencias de las carreras de Need For Speed, que da que pensar que toda la carrera está rodada así porque igual no tenían suficiente presupuesto para rodarla con planos más arriesgados. Otro punto negativo llega a ser la inclusión de escenas videocliperas, y cuando digo videocliperas lo digo literalmente, saliendo los cantantes en pantalla y todo, cosa que a mí no me ha parecido necesaria para nada y que podrían haberse ahorrado. Por otra parte, la buena dirección de actores se ve reflejada en la película, aparte de que Luna no suele fallar en ese campo. Cómo no, el tema musical casa totalmente con la temática de la película, cosa comprensible y acertada, aunque son canciones que a mí no me gustan nada, pero eso es gusto personal.

En resumen, una película buena en su campo interpretativo y en la narración, pero con algunos puntos que reducen su calidad, aparte de que trata de un asunto que genera prejuicios con facilidad y falta de interés en verla, pero si os decidís a ello, puede que os sorprenda gratamente.


Nota: 6

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada