8/10/11

Cubo de palomitas - La cara oculta


No estando muy seguro de qué ver hace unos días, me decidí por esta película que, a pesar de su prometedora trama, gran parte de ésta fue masacrada por el trailer promocional que salió hace unos meses. Es por ello que recomiendo encarecidamente que si queréis ver esta película, no veáis el trailer.

Fabiana (Martina García), es una camarera que un día conoce a Adrián (Quim Gutiérrez), un director de orquesta cuya novia lo abandonó recientemente. Ambos acaban enrollándose y Fabiana acaba quedándose a vivir en la casa de Adrián. Pocos días después, Fabiana oye unos extraños ruidos y golpes en las paredes de la casa que le hacen pensar que hay un fantasma en la casa, y que muy probablemente sea Belén (Clara Lago), la novia desaparecida de Adrián.

He intentado desvelar lo menos posible de la historia para no estropearos la sorpresa, porque la verdad es que su giro a mitad del film y su desarrollo a partir de ahí son sus bazas más potentes. Por desgracia, el reparto de la película no llega a acompañar como sería de esperar, en especial Quim Gutiérrez, quien  resulta involuntariamente cómico o que no consigue transmitir la inquietud necesaria que debería. Está claro que el chico da mucho más juego para personajes más divertidos. Clara Lago es la mejor del trío protagonista, claro que también es la que tiene el personaje más interesante y que da más juego, por eso Martina García no consigue estar a la altura.


A nivel técnico la película está bastante a la altura, sobretodo a nivel de fotografía y dirección artística, y tiene una banda sonora de compases muy clásicos que funciona bastante bien. En ocasiones la atmósfera de la película se ve perjudicada por unos planos muy poco afortunados, estéticamente poco elegantes que sacan bastante (el plano que pasa del lavabo al otro lado del espejo es un claro ejemplo). Otro detalle, bastante nimio pero que a más de uno puede molestar, es la gran cantidad de desnudos que hay en la película, en ocasiones no molestan y pueden estar justificados, pero hay momentos en los que llegan a ser tan explícitos que son incluso molestos (Fabiana se ducha mucho en toda la película, es una chica muy limpia). El guión en ocasiones también llega a desconcertar un poco, ya que ciertas líneas de diálogo llegan a resultar excesivamente cómicas, sobretodo cuando el personaje de Belén pone a parir a Fabiana, haciendo que el espectador suelte alguna que otra carcajada mientras piensa: "¿A qué ha venido eso?"

En general una película que, a pesar de tener puntos bastante interesantes y funcionar en ocasiones como film de suspense, son los detalles puntuales los que hacen que no esté a la altura.


Nota: 5'5

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada