16/10/10

Cubo de palomitas - La red social


Mark Zuckerberg (Jesse Eisenberg) es un talentoso estudiante de informática de la universidad de Harvard que, tras escuchar una idea de boca de los gemelos Winklevoss (Armie Hammer) y de Divya Narendra (Max Minghella), una web que funcione como un vínculo social para los estudiantes de la universidad de Harvard, Mark decide coger esa idea y desarrollarla por su cuenta. Mientras que Mark cuenta con la ayuda de su amigo Eduardo Saverin (Andrew Garfield) como director financiero, los gemelos y Divya no tienen otro propósito más que denunciar a Mark y a Eduardo por robo de la propiedad intelectual.

Una de las películas más sonadas actualmente para arrasar en los Oscar, La red social está pisando fuerte en la taquilla americana, y es que el nuevo film de David Fincher (El curioso caso de Benjamin Button) no es para menos. Nos encontramos ante un guión muy sólido, a destacar favorablemente diálogos muy bien llevados y muy naturales, como es el caso de la primera escena, donde la presentación de nuestro protagonista es perfecta. El ritmo de la historia tiene mucha fuerza, con una duración muy bien ajustada y aunque tiene un final un poco abrupto (quizás porque nos deja con ganas de saber más), no es para nada decepcionante. El film goza de secuencias realmente destacables por su gran calidad técnica, como puede ser la regata de piragua, rodada con unos planos que rompen foco constantemente y que le dan una estética muy particular.


A destacar en gran medida la labor de todo el reparto, en general un casting muy adecuado, ya que todos los actores aparentan la edad que se supone que tienen sus personajes, cosa poco corriente en el cine; y donde todos los actores (y actrices) protagonistas están a la altura de las circunstancias, en especial Eisenberg y Garfield, quienes se toman el papel con mucha naturalidad y contención, llevando perfectamente el peso de la película sobre sus hombros. El reparto secundario también es de gran nivel, como en el caso de Minghella y Hammer (quien además, actúa por partida doble) y como no, Justin Timberlake, quien tiene el personaje más retorcido y fanfarrón de la película, el toque de pimienta justo.

Muy destacable también la banda sonora, compuesta por Trent Reznor (miembro de Nine Inch Nails) y Atticus Ross, quienes optan por una música que mezcla piano con cierta electrónica, de melodías sencillas que le dan cierto toque melancólico al conjunto de la película.

Para ir terminando, dejar claro que aquí los fans de Fincher se darán cuenta de que aquí el director se ha contenido bastante en cuando a su estética visual tan particular, de forma que se ha apoyado básicamente en la narración y los personajes. Juega muy poco con la cámara y con el montaje posiblemente videoclipero. Si nos apoyamos en un cine más tradicional, esta es la película más completa de David Fincher.


Nota: 8'5

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada