6/7/09

Cubo de palomitas - La última casa a la izquierda


La familia Collingwood a ido a pasar el verano a su casa de campo tras haber estado mucho tiempo fuera. La hija de la familia, Mari (Sara Paxton), va al pueblo a visitar a su amiga Paige (Martha MacIsaac). Allí conocen a un chico de su misma edad que las invita a fumar porros al motel en el que está. Poco después de llegar allí el padre y el tío del chico vuelven al motel y secuestran a las chicas. Paige es asesinada mientras que Mari es brutalmente violada, a pesar de su intento de huir. Esa misma noche, los asesinos de Mari deciden pasar la noche en la casa que hay cerca del bosque, en la que casualmente viven los padres de Mari. Poco después los padres descubren que las personas a las que han acogido en casa han asesinado a su hija, será entonces cuando decidan vengarse.

Remake de la película del mismo nombre, escrita y dirigida por Wes Craven en 1972. Aquí, como viene siendo habitual, el remake varía un poco en cuanto al desarrollo de algunas partes de la historia, pero la esencia argumental básica de la película es prácticamente la misma, aunque no he visto la original y tampoco puedo establecer muchas comparaciones. Aquí el desarrollo argumental está bien desarrollado y tiene un final bastante aceptable, aunque un poco light. Y da la impresión de que quizá los villanos del film, cuando llega el momento la verdad (al enfrentarse a los padres) no son lo bastante malvados, como si todo lo que rodeara a la película estuviese excesivamente suavizado, aunque posee algunos momentos de gore, como es habitual en el género (aunque a veces incluso demasiado gratuito).


Aunque aquí Dennis Iliadis, director de la película, se desenvuelve bastante bien y sabe recrear con efectividad una atmósfera opresiva y oscura, sin ser excesivamente efectista, cosa que se agradece. A nivel interpretativo todos cumplen con su papel, aunque ninguno de ellos está excesivamente brillante, en todo caso a destacar los padres de la protagonista, sobretodo en la última media hora del film, que es cuando ocupan todo el protagonismo. A nivel musical la película no posee nada excesivamente destacable, de forma que no llega a acompañar de forma eficaz lo que sucede en el film.

Así que, como conclusión, solamente aclarar que es una película bastante superficial, sobretodo en su desarrollo, y que tampoco plantea ningún desafío para el espectador, no pasará a la historia por ser la peli del año ni nada parecido, llegando a ser en algunos momentos incluso sosa, pero tampoco es una catástrofe.


Nota: 4'5

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada